21.8 C
Chihuahua
lunes, junio 27, 2022

Activarán plan emergente contra sequía en Guanajuato

El gobernador Diego Sinhue dijo que se ajustará el presupuesto para atender de manera prioritaria el tema.

El gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, anunció la puesta en marcha de un plan emergente para atender el tema de la sequía que está presente en los 46 municipios del estado, sobre todo porque se ha pronosticado que 2021 también será un año con poca lluvia.

En entrevista durante su visita a Irapuato, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo reconoció que la sequía se ha tornado un problema grave, el cual tendrá que ser atendido de manera prioritaria, no sólo por la vocación agrícola que tiene Guanajuato y que produce los alimentos que son consumidos en el país y en varias partes del mundo, sino para garantizar agua de uso urbano para el consumo de la población guanajuatense.

“Es un problema muy complicado, le hemos estado encargando a la gente del gabinete que esté reuniéndose para ver qué vamos a hacer en el tema de la sequía. “Los niveles de las presas están muy bajos y este año parece que viene también seco, aunque estuve la otra vez en la apertura de la presa de Acámbaro, la Solís, y estuve platicando con los productores y tenemos que estar muy al pendiente de cómo apoyarlos, porque es un año complicado”, dijo el mandatario estatal.

Al ser cuestionado sobre la propuesta que hiciera Ignacio Duarte Rodríguez, presidente del Consejo Estatal Agroalimentario de Guanajuato, de habilitar presas para tener más almacenamientos de agua, como la presa de El Conejo, en Irapuato, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo señaló que por ahora nada se descarta, con tal de que abone a atender la situación de sequía por la que atraviesa el estado.

El Gobernador de Guanajuato dijo que para echar a andar este plan emergente de atención a la sequía tendrán que analizar el presupuesto para destinar los recursos necesarios para poder atender el tema de manera prioritaria.

“Tendremos que sacarlos (los recursos) de algún lado, tenemos que ajustar, se nos junta con la pandemia, lamentablemente, con la crisis económica pero hay mucha fe en que vamos a salir adelante”.

Se agrava la sequía en el estado

De acuerdo con la Comisión Nacional del Agua, los 46 municipios de Guanajuato presentan algún grado de sequía e incluso son 19 municipios los que están dentro del estatus de sequía extrema, como son Abasolo, Acámbaro, Manuel Doblado, Coroneo, Cortazar, Cuerámaro, Huanímaro, Irapuato, Jaral del Progreso, Jerécuaro, Moroleón, Pénjamo, Pueblo Nuevo, Salamanca, Santa Cruz de Juventino Rosas, Tarandacuao, Valle de Santiago, Villagrán y Yuriria.

Además, hay 23 municipios en fase de sequía severa y éstos son San Miguel de Allende, Apaseo el Alto, Apaseo el Grande, Atarjea, Celaya, Comonfort, Dolores Hidalgo, Guanajuato capital, León, Ocampo, Purísima del Rincón, Romita, Salvatierra, San Diego de la Unión, San Felipe, San Francisco del Rincón, Santa Catarina, Santiago Maravatío, Silao, Tarimoro, Tierra Blanca, Uriangato y Xichú.

En tanto, sólo Victoria, San Luis de la Paz, San José Iturbide y Doctor Mora presentan el grado de sequía moderada, la cual podría agravarse y cambiar de estatus si no llueve pronto.

Dejan de sembrar en 3 mil hectáreas de cultivos de temporal

Productores agrícolas de El Garbanzo, Cañada de la Muerte, Estancia El Copal, Santa Rosa Temascatío y Peñuelas han decidido no producir ningún producto durante el próximo ciclo.

Guadalupe Zamora Ramírez, líder del Comisariado Ejidal de la Estancia El Copal, dijo que no habrá producción agrícola en más de 3 mil hectáreas de los cultivos de temporal de las comunidades rurales del noreste del municipio, ya que el pronóstico del clima indica que habrá pocas lluvias, por lo que no tienen contemplado arriesgar su capital.

Señaló que productores agrícolas de El Garbanzo, Cañada de la Muerte, Estancia El Copal, Santa Rosa Temascatío y Peñuelas han decidido no producir ningún producto durante el próximo ciclo, ya que la poca lluvia que se pronóstica traerá pérdidas económicas.

“No hay condiciones y ya ahorita estamos tocando fondo nunca se había decidido dejar de trabajar las tierras pero la crisis nos está orillando a ello, queremos que todo se mejore pero lógicamente que ahorita ya no se puede porque no depende de nosotros que llueva o no”.

Señaló que hay preocupación entre los productores agrícolas de la zona, ya que nunca habían dejado de sembrar en sus parcelas y dijo que la crisis se agudiza ante el nulo apoyo del Gobierno Federal.

Refirió que el año pasado por cada hectárea de cultivo de temporal las pérdidas fueron de más de 20 mil pesos toda vez que no se lograron los productos ante la falta de lluvias.

Tierras de temporal no van a ser sembradas

La sequía impera en los cultivos del noreste de Irapuato. Fotos: Víctor Cruz. El Sol de Irapuato.

La producción agrícola de temporal en la comunidad Cañada de la Muerte está detenida y al parecer no sembrarán en ninguna de las parcelas toda vez que los campesinos avizoran un año con poca lluvia, por ello los productores han optado por no iniciar con los trabajos de siembra en más de 100 hectáreas de cultivo, ya que no pondrán en riesgo su capital pues lo más probable es que el 2021 sea un año igual de seco que el 2019 y 2020.

Efrén Rodríguez, labriego de la zona, refirió que los dos últimos años han perdido parte de su capital al invertir en la siembra, sin embargo no lograron recuperar ni siquiera el dinero gastado y por ello en esta ocasión esperarán para saber si las condiciones climáticas son favorables para poder empezar a trabajar en la producción agrícola.

“Las condiciones no nos dan para sembrar, todo está seco más que otros años, ya tiene tiempo que aquí no llueve nada, nosotros queremos tener algo de certidumbre para poder empezar a trabajar porque van dos años seguidos que perdimos dinero por tener la esperanza de sacar adelante la producción y aquí lo que pasa es que dependemos de la lluvia y no llega”.

Señaló que los agricultores de la comunidad están desprotegidos, pues al carecer de un seguro catastrófico que los respalde en caso de perder su producción debido a la sequía no tienen ninguna motivación para arriesgar su capital.

Dijo que el año pasado por cada hectárea de cultivo de temporal trabajada los productores obtuvieron pérdidas de hasta 60 mil pesos y por ello lo más probable este año no sembrarán nada, ya que avizoran que no habrá precipitaciones pluviales.

Venden reses antes que mueran de sed

FOTO: Víctor Cruz. El Sol de Irapuato.

Uno de los poblados rurales de Irapuato más afectados por la sequía es Santa Rosa Temascatío donde las cabezas de ganado han resentido la carencia de agua potable al grado de que es notorio el estado de desnutrición en el que se encuentran algunas, ya que el vital líquido no solo es fundamental para hidratarse sino que también se requiere para el crecimiento de la vegetación de la que se alimentan, ante la problemática campesinos han optado por ofertar alguna de sus reses.

Para Gilberto Martínez quien todos los días lleva a pastar a sus cabezas de ganado la situación se ha venido agravando desde hace un año cuando incluso las pequeñas lagunas formadas en la zona comenzaron a secarse debido a que ha fungido como punto donde los campesinos llevan a hidratar a sus animales, sin embargo, no ha recibido agua de lluvia.

“Somos de las comunidades con este problema, tu como dueño de las reses te pones a pensar y mejor las vendes, porque no hay hierbas y no hay agua, los animales si se empiezan a enflacar porque por más esfuerzo que tu hagas es difícil, tienes que acarrear el agua y además conseguir alimento que es caro hacer eso”.

Manifestó que la crisis que viven en Santa Rosa Temascatio es compleja, ya que la mayoría de los habitantes del poblado económicamente dependen de lo que producen en los cultivos y de sus cabezas de ganado, sin embargo, dijo que actualmente en lugar de obtener remuneración a cambio de sus animales se está convirtiendo en una carga, pues no los venden y los siguen alimentando.

Señaló que no existe algún proyecto para dotar de agua a comunidades como Santa Rosa Temascatio y Cañada de la Muerte donde hay campesinos que siguen teniendo cabezas de ganado y dijo que de continuar la situación de esa manera en un futuro no muy lejano podrían quedarse prácticamente sin ninguna res.

Fuente:  EL SOL DE IRAPUATO.

Artículos relacionados

Categorias

DEL ARCHIVO

PUBLICIDAD