La sequía y mayor demanda disparan los precios del maíz

El precio del maíz amarillo, usado principalmente como alimento para animales, se disparó 78 por ciento en el último año y el de maíz blanco, utilizado para la elaboración de tortillas y otros productos de consumo humano, aumentó 25 por ciento, según indicadores de referencia en el mercado internacional de granos.

En la Bolsa de Valores de Chicago, mercado donde se negocian materias primas de todo el mundo, el maíz amarillo se comercia en un precio futuro (contratos a pagarse en mayo próximo) de 225 dólares la tonelada, cuando un mes antes se ubicaba en 126 dólares. La tonelada de maíz blanco cotizaba en 4 mil 990 dólares en abril del año pasado y ahora en 6 mil 203 dólares.

El precio de ambos tipos de grano refleja un impacto importante en el costo de la alimentación básica de los mexicanos, pues debido a su uso, tiene el potencial de encarecer productos de consumo diario como carne, leche, huevo y tortillas, entre otros.

De acuerdo con analistas del Grupo Consultor de Mercados Agrícolas (GCMA), el mayor precio del maíz en el último año es consecuencia de las condiciones de sequía que prevalecen en Sudamérica y a la alta demanda de maíz de China.

El Departamento de Aduanas de China informó que importó 6.73 millones de toneladas de maíz durante el primer trimestre del año, cifra cinco veces superior al volumen que importó durante el mismo periodo de 2020.

El incremento en las compras de China, y la baja en la producción global ha elevado los precios internacionales del maíz desde el año pasado, lo que ha provocado presiones en los productores de tortillas, quienes a principios del año incrementaron el costo del alimento.

De acuerdo con un seguimiento del GCMA en las principales ciudades del país (Ciudad de México, Monterrey y Guadalajara), el precio promedio del kilogramo de tortillas en establecimientos tradicionales durante abril de 2020 era de 15.62 pesos, ahora es de 16.73 pesos; en tiendas de autoservicio pasó de 11.52 a 12.16 pesos.

Diversas asociaciones de productores de masa y tortilla han advertido sobre nuevos incrementos al precio del alimento debido al alto costo del maíz, pero también a reportes de acaparamiento, a lo que se suma el encarecimiento de insumos básicos para su elaboración, como gas y electricidad.

Ruben Montalvo, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Producción de Masa y Tortilla, pidió al presidente Andrés Manuel López Obrador su intervención para que Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex) venda al precio garantizado el maíz excedente para estabilizar los precios de la tortilla.

Nuestras materias primas e insumos como el maíz, la harina de maíz y el gas están sufriendo una avalancha de incrementos de precios muy severa y constante que está forzando a los industriales a subir su precio o cerrar sus establecimientos, explicó.

Destacó que desde que se inició la pandemia de Covid-19 los precios del gas han aumentado 40 por ciento y el de la harina 20 por ciento.

Martín Martínez, secretario del organismo, señaló que el mercado del maíz ha tendido a aumentar su índice de concentración, lo que ha favorecido el control de grandes empresas comercializadoras y grandes productores de grano.

Fuente: La Jornada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *