CARGANDO

Escribe para buscar

Agricola Noticias

Bloquean bodegas rurales

Compartir

ALBERTO BARRANCO. EMPRESA. EL UNIVERSAL.

Colocada en la mesa por el diputado panista José Erandi Bermúdez una iniciativa de Ley de Almacenamiento Rural que le abriría las puertas a particulares para crear centros de acopio para servicio de productores de granos, ésta, tras el sí de la Cámara Baja, se encuentra congelada en el Senado.

Aparentemente la congeladora llegó a presión de multinacionales estadounidenses asentadas en el país. Estamos hablando de Archer Daniels Midland y Cargill.

La primera es la principal productora del planeta en derivados de maíz, con énfasis en alta fructosa. La segunda es la mayor carta en materia de producción y distribución de productos agropecuarios en general. Ambas trabajan en alianza con productores nacionales.

La propuesta, colocada desde marzo 2016, plantea la integración de un Sistema Nacional de Almacenamiento Agroalimentario bajo la rectoría de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación. Los silos a construir estarían en manos de los productores del campo.

Estamos hablando de algo así como revivir el escenario de los Almacenes Generales de Depósito que murieron en el sexenio salinista, sólo que ahora bajo la férula privada.

Aunque en teoría la que fuera paraestatal existe bajo la rectoría de la Secretaría de Economía, su acción es simbólica.

La función de ésta apuntaba no sólo a garantizar abasto, sino precio, dada la presencia de intermediarios voraces que en la coyuntura de las cosechas compraban los granos a precios de ganga bajo el clásico lo tomas o lo dejas pudrir.

De hecho, la exposición de motivos del ordenamiento hablaba de que con la posibilidad de almacenamiento de la producción de maíz, cuya tonelada se cotiza actualmente en 3 mil 300 pesos, podría en sólo dos meses subir 20%, 30% o 40%.

El precio actual está ajo desde el 2014, cuando la paridad peso-dólar se ubicaba en 13 pesos, con la novedad de que los fertilizantes y agroquímicos se cotizan en billetes verdes. La ruta hablaba, además, de arraigar a los productores rurales en pequeña escala ante la tentación de migrar a Estados Unidos.

La paradoja del caso, de ahí el interés de las armas del país del norte, es que 80% del consumo del país se importa de Estados Unidos. Y aunque en la teoría la propia Sagarpa ofrece un apoyo a los productores de maíz de entre 700 y 800 pesos por tonelada, aun así e desequilibrio es cuantioso.

Bajo el marco de la red de silos el gobierno podría mantener

un inventario no solo de existencia, sino de calidades.

Las pocas bodegas o silos existentes hasta el crepúsculo del último gobierno panista fueran afectadas por un proceso de supuestas prácticas monopólicas abierto por la Comisión Federal de Competencia, que los obligó a cerrar. En esas fechas la tonelada de maíz se ubicaba en 5 mil 600 pesos.

En aquel entonces éstas se agrupaban en la Asociación de Almacenes Generales de Depósito, en cuyo marco participaban empresas como las propias Cargill y Archer Daniels Midland; Comaíz, con sede en Querétaro; Grupo Granos, de Sinaloa; Tyson, Minsa, Maseca y Semillas Don Cristóbal, de Jalisco.

De desencongelarse la iniciativa, los productores rurales se constituirían en sociedades de producción rural para solicitar su registro al Sistema Nacional de Almacenamiento.

¿Victoria de los acaparadores?

Balance general. Después de niño ahogado, la posibilidad de una muerte súbita del Tratado de Libre Comercio de América del Norte aguzó al gobierno y exportadores a ubicar nuevas rutas de comercio, lo que ha permitido reducir ligeramente la excesiva dependencia del mercado de Estados Unidos.

Durante el tercer trimestre del año, según datos del Banco de México, le vendimos al país del norte 240 mil 343 millones de dólares, lo que implicó una reducción del 81% al 80.2% del total hacia la región.

Del otro lado de la moneda, durante octubre pasado las ventas hacia la Unión Europea se incrementaron en un inaudito 43%, en tanto las dirigidas hacia el mercado asiático crecieron 1.3%.

De concretarse la modernización del acuerdo con México, el mujo hacia el mercado europeo crecerá con la venta de productos del campo: aguacate, papaya, plátano, miel de abeja, jarabe de agave…