El avispón asiático gigante no se ha detectado en México

Recientemente se han multiplicado las noticias sobre el avispón asiático gigante (Vespa mandarina). Como su nombre lo indica, esta especie es nativa del este y sureste de Asia. El año pasado se detectaron dos casos en la provincia de Columbia Británica en Canadá y este año, cuatro casos más en el estado de Washington en Estados Unidos. En México no se ha detectado esta especie, de acuerdo al Sistema de información sobre especies invasoras de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (CONABIO).

Las avispas pertenecen a varias familias del grupo de las abejas, avispas, hormigas y parientes, y tienen una gran diversidad de formas de vida y comportamientos. Las hay sociales y solitarias, depredadoras, parasitoides y polinizadoras, grandes y chicas. Algunas hacen panales, otras viven en troncos caídos, y unas más en el suelo. Las avispas son unos de los principales insectos controladores de plagas en productos hortícolas.

El avispón asiático gigante es la especie más grande de avispón que se conoce. Las obreras pueden medir aproximadamente 3.5 cm y las reinas hasta 5 cm. A diferencia de otras avispas esta especie hace sus nidos en hoyos en el suelo y no en árboles o edificios. Habita en zonas rurales y bosques. Las avispas obreras solo vuelan a 1 o 2 km de sus nidos, con algunas excepciones en donde pueden volar hasta 8 km de distancia del nido. Estas avispas se alimentan de insectos. Son un depredador importante de abejas productoras de miel y pueden destruir panales en poco tiempo. También atacan a otros insectos, pero no se sabe que destruyan poblaciones completas de ellos. No buscan comida humana ni son atraídas por la miel ni el polen.

Este avispón ataca únicamente si se siente amenazado, por lo que es mejor evitarlo. La mayoría de las muertes humanas ocasionadas por esta especie en Asia se debe a casos con múltiples picaduras, ocasionadas generalmente por pisar accidentalmente algún nido. Es un caso similar a lo que sucedió hace años en México con la invasión de abejas africanizadas.

Este avispón puede ser confundido con otras especies de avispas o abejas nativas. Por ejemplo, en México hay varias avispas caza tarántulas de gran tamaño. Aunque el avispón no se ha detectado en México la solución no es exterminar avispas o abejas, ya que muchas de ellas juegan un papel muy importante en los ecosistemas.

Te recomendamos tomar fotos de las abejas o avispones que observes y subirlas a la plataforma NaturaLista www.naturalista.mx. De esta forma participas en la detección temprana de posibles especies invasoras y además conoces la naturaleza que te rodea. Actualmente, en Naturalista se han registrado 90 especies de esta familia de avispas (Vespidae) en México, mientras que en Enciclovida www.enciclovida.mx puedes encontrar información de 350 especies. Ahí podrás consultar a los expertos y conocer más sobre este grupo de insectos tan interesantes.

Las especies de abejas y avispas nativas de México son indispensables para mantener los procesos y funciones en los ecosistemas. No las confundas, ¡infórmate y protégelas!

Para mayor información y fotos sobre esta especie y en caso de tener sospecha sobre algún avistamiento repórtalo en:

https://www.naturalista.mx/taxa/322284-Vespa-mandarinia

Conoce más sobre las Abejas, avispas, hormigas y parientes que habitan en México en:

http://enciclovida.mx/especies/66545

Conoce a las especies exóticas invasoras y qué puedes hacer

https://www.biodiversidad.gob.mx/especies/Invasoras

Para informarte sobre este y muchos temas más relacionado con el conocimiento, cuidado y conservación de la naturaleza, sigue nuestra serie de charlas virtuales con motivo de Mayo: mes de la naturaleza mexicana. Conoce el programa de actividades en: www.biodiversidad.gob.mx/mesnaturaleza

Activa Agricultura vigilancia epidemiológica para prevenir entrada de avispón gigante a México
Por otra parte, ante la alerta emitida por Estados Unidos en referencia a la detección del avispón gigante asiático (Vespa mandarinia) en el estado de Washington, el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) instruyó que en sus programas de vigilancia epidemiológica se incluya la búsqueda de esta especie invasora.

A través de un comunicado, el órgano desconcentrado de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural puntualizó que el propósito es proteger a cerca de 43 mil 500 productores apícolas que cuentan con un inventario de más de dos millones 172 mil colmenas, destinadas a la producción de miel, y la polinización de cultivos agrícolas en las cinco regiones productoras del país: Altiplano, golfo, costa Pacífico, norte y península de Yucatán.

El Senasica considera que aun cuando esta plaga se encuentra en la frontera norte de Estados Unidos, a más de dos mil 500 kilómetros del territorio nacional, es importante comenzar su búsqueda para que en caso de que se registrara su entrada a México estar en la posibilidad de reaccionar oportunamente.

Solicitó al personal técnico que colabora con la Secretaría de Agricultura, a través de los comités estatales de Sanidad Vegetal y de los de Fomento y Protección Pecuaria, que informen cualquier avistamiento de la especie invasora en el territorio nacional por teléfono celular a través de la aplicación AVISE, al correo de alerta: alerta.fitosanitaria@senasica.gob.mx o al servicio telefónico 800 7512100.

Asimismo, instruyó a los técnicos que operan los programas de vigilancia epidemiológica de las direcciones generales de Sanidad Vegetal y Salud Animal a que durante sus actividades en campo informen a los productores que existe el riesgo de picaduras a personas y animales, que su veneno es más tóxico que el de cualquier especie residente en el continente americano y que, debido a su tamaño, la ropa de protección común es insuficiente para evitar picaduras de la Vespa mandarinia.

El organismo de Agricultura invitó a los productores y a la sociedad en general a que, en caso de que detecten una colonia de esta especie, informen de inmediato al personal técnico y que no intenten removerla, ahuyentarla o aplicarle algún insecticida, ya que generalmente los avispones gigantes asiáticos no molestan a las personas, pero sí pueden picar si se sienten amenazados.
fuente: Inforural.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *