Se acentúa el colapso de la pesca en Tamaulipas

 

Tamaulipas.

El abandono de la investigación pesquera en aguas de altamar, salobres y lagunas empeora el colapso de la pesca de camarón, jaiba y especies de escama en el Golfo de México, cuya producción disminuyó 75% en los últimos 15 años, desmanteló a la mitad la capacidad instalada del sector y empeoró la pobreza de miles de pescadores.

La Cámara Nacional de la Industria Pesquera y Acuícola, pescadores de la Federación Regional de Sociedades Cooperativas Pesqueras y ex investigadores del Centro Regional de Investigadores Pesqueras (CRIP) de Tampico alertaron que ese sector productivo reporta un abandono oficial como nunca antes visto y en aras de la austeridad extrema por el gobierno, los presupuestos para exploración científica casi desaparecieron en este año y son ínfimos para el 2021.

El biologo Sergio García Sandoval ex director del CRIP en este puerto expresó que en la decada de los ochenta, había coordinación entre armadores, pescadores y el gobierno federal, que impulsaban la investigación, mejorando el rendimiento máximo sostenido de las especies y de sus localizaciones, pero en el presente el centro regional cuenta con recursos apenas suficientes para pagar algunos cuantos empleados.

Los gobiernos abandonaron la pesca en el Golfo de México y la producción de especies de gran aporte de valor social y económico, como el camarón y jaiba y de escama como guachinango, sierra, peto, tiburón, jurel, raya, pargo, cazón de zonas marinas apenas alcanza la producción del 25% en comparación a hace 15 o 20 años, agregó.

“Eso mismo sucede en aguas interiores de estados como Tamaulipas y Veracruz, donde casi han desaparecido de aguas salobres la lisa, lebrancha, robalo, mojarra, bagre, lobina y moluscos como ostion y almeja”.

Dijo que desde los inicios el 2000 la producción ha ido en declive y con ello empeorado la marginación de miles de pescadores y sus familias.

INVESTIGACION, REORDENAMIENTO Y VIGILANCIA
Miller Alexander Longoria presidente de la Cámara Nacional de la Industria Pesquera y Acuícola coincidió en la necesidad el gobierno federal emprenda estrategias coordinadas con la iniciativa privada, para aumentar la investigación, seguida del ordenamiento, la inspección y vigilancia.

La crisis en esa industria es multifactorial y Canaipesca ha propuesto ese triangulo, para salvar a especies como el camarón, pero desafortunadamente las acciones para sacarla de la sobre vivencia no se están dando, a pesar de la capacidad y la buena intención en organismos como el Instituto Nacional de Pesca y los Centros Regionales de Investigador pesquera, que cuenta in presupuesto exiguo

MÁS QUE NUNCA EMPOBRECIDOS
Gaspar Dimas pescador del Sur de Tamaulipas dijo que su gremio padece como nunca la baja producción en altamar y aguas interiores, pues sus ingresos disminuyeron de 600 pesos por día a 150 o 200 pesos, lo que no alcanza para la manutención de sus familias.

Dedicado desde hace mas de 30 años a esa actividad, explicó que cada vez es mas escasa la pesca de lisa, jaiba, camarón o tilapia, por la invasión de especies depredadoras como el pez diablo y porque no hay vigilancia contra pescadores furtivos.

“Estamos atravesando una crisis muy seria, porque tampoco nos han llegado apoyos del gobierno y al contrario a los compañeros de la ribera del Tamesi, nos ha retirado los vales de gasolina que recibíamos para salir en busca de nuestro sustento”, lamentó.

fuente: inforural.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *